Idiomas y Viajes por Canadá… ¡con la peque!

Dicen que aún eres muy pequeña para este tipo de viajes…

Dicen que tienes que seguir tu rutina, que no te vas a acordar…

¡Que digan! tanto, la gente siempre juzga, critica, opina cada detalle que hagas… aún mucho más tu papel como madre, pero bueno… ¡qué más nos da!
Una de las muchas cosas que me ha enseñado ser madre es que me da igual, aún más que antes, el “qué dirán”.

Enseñarte el mundo y la vida, con mi amor infinito, es lo mejor que puedo ofrecerte.

¿Eres muy pequeña?

¿Quién decide la edad para cada cosa? Cada madre y padre saben qué es lo mejor para sus hij@s y, siendo responsables, hacemos hasta el más mínimo detalle adaptado a tu medida. No hay etapa, parada, ruta o día que no haya organizado pensando en tus necesidades.

Al viajar, es importante incluir ferias y atracciones, parques infantiles y acuáticos (si el clima acompaña), ver animales, paseos por la naturaleza, museos adecuados a su edad, etc… Es recomendable pararse en aquellos lugares que encontremos por el camino, donde los niños puedan jugar libremente. ¡No va a ser todo correr! (yo he aprendido a no “super exprimir” los viajes, no se puede hacer con peques, opino que no sería justo para ellos…) Esos momentos de juego, les harán sentirse como en casa, a la vez que juegan con niños de otras nacionalidades y que hablan otros idiomas. Verás cómo no necesitan hablar el mismo idioma para comunicar.

¡Los viajes son para que todos disfrutemos! Y, cómo siempre, nuestros hijos son la prioridad.

También, ten en cuenta que es muy importante la capacidad de adaptación a la nueva realidad. Debemos ser nosotros quien mostremos a nuestros hijos lo fácil que es aclimatarse a esa nueva situación y todos los aspectos positivos que nos ofrece. Siempre somos su ejemplo y ellos serán nuestro reflejo, como en el día a día.

Por nuestra parte, a los mayores, sólo hacen falta las ganas de ir a recorrer mundo con ellos. ¡Actívate y salid juntos a conocer el mundo! … antes de que sea demasiado tarde.

“Ellos no serán pequeños para siempre, tú tampoco serás joven el resto de tu vida.

Ellos no estarán junto a tí para siempre, y tú tampoco gozarás de vitalidad el resto de tu vida.”

¿Rutinas?

Nunca has sido de rutinas, así estás creciendo. Si quieres dormir durante el viaje, duermes donde estés y a la hora que lo necesites. Te ofrecemos lo más cómodo posible y se ve que acertamos, porque te levantas con una energía… 🙂 Comer, te alimentas con lo mejor que te puedo ofrecer, y según lo que haya en cada momento de la ruta, siempre lo más sano posible. Jugar, en cada etapa hay momentos de juego y entretenimiento para tí. Aprovecha a jugar con tus hijos en ese nuevo entorno, te aseguro que hay un montón de cosas por descubrir. ¿Algo más que necesite un niño? Por supuesto, AMOR 😉 ese conjunto que conlleva todo lo demás. Esa fuerza que nos activa para actuar como lo hacemos. Pero bueno, estemos dónde estemos y vayamos donde vayamos, a tí nunca te faltará.

Jet lag, nuevos horarios, comida diferente, idiomas en vivo en los que ya te había introducido, ruta en coche, en barco, en avión… ¡Te adaptas mejor que un adulto! GRACIAS por ser así, por ser y hacernos más libres, por permitirnos el poder hacer muchas cosas, y sobretodo… junto a tí.

 

¿No te acordarás?

Nuestro cerebro aún no es capaz de guardar recuerdos a tu edad, pero, nuestros sentidos sí nos permiten disfrutar en cada momento. Esas risas, emociones, ilusión, momentos en los que te parece estar en un sueño, esas ganas de conocer y descubrir… ¡Que te quiten, que nos quiten, lo ‘bailao’!

Aunque no lo puedas recordar por tu edad, nuestro ser sí nos permite disfrutar esos momentos y conservar todas las experiencias vividas en “nuestra mochila” de carácter, personalidad, forma de ser…
El día a día nos moldea como personas y este tipo de experiencias menos habituales, como son los viajes, son enormemente enriquecedoras.
Estás disfrutando tanto esta experiencia que quedará para siempre grabada en tí.

Be free, be kind, don’t care about others opinions, don’t lie to yourself, follow your heart… just Enjoy Life! 

¿Cómo fueron tus experiencias viajeras con los peques de la casa? ¿Aún no te has animado a viajar con ellos? ¡Cuéntanos en los comentarios!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *